Ciencia y tecnología

¿Es conveniente regalar dispositivos electrónicos a tus hijos?

22 de diciembre de 2017


Este artículo se basa en las recomendaciones de la Academia Americana de Pediatría.

 

Llegando las festividades decembrinas, padres y madres se aprestan a dar regalos a sus hijos. Celulares, tabletas y otros, aparecen dentro de las opciones disponibles y ¿por qué no? La respuesta a esta pregunta tendrá relación con la edad de tu hijo y con diferentes riesgos asociados al uso intensivo de estos aparatos.

Actuar con responsabilidad

El mundo antes era un poco más sencillo: aunque los juguetes podían traer ciertos riesgos, no había nada como los aparatos electrónicos de hoy. Muchos padres usan estos aparatos, pero no saben qué implicaciones tienen para sus hijos, especialmente los más pequeños.

Por GIPHY

Este artículo contiene orientaciones para ayudarte a actuar con responsabilidad, lo que fundamentaremos en estos dos planteamientos:

Lo que tu hijo quiera, no es necesariamente lo mejor. Los dispositivos electrónicos causan cierta fascinación a los niños. Ya desde bebés, son muy atraídos hacia estos aparatos. Por supuesto, tu hijo puede decirte enfáticamente que quiere un celular como regalo de navidad pero dependerá de ti decidir si el regalo es apropiado o no.

Ten en cuenta que la decisión es tuya, no de tu hijo. Podrías, por ejemplo, tomar un camino intermedio y regalarle un celular o una tableta de menor precio. Sin embargo, eso no resuelve el problema, puesto que la cuestión está asociada a las prestaciones del equipo, no necesariamente a su precio.

Lo que esté de moda, no es necesariamente lo mejor.Tú y tus hijos podrían verse impulsados por la moda de darles a los niños pequeños aparatos electrónicos. Este tampoco es el mejor criterio. Como te mostraremos más adelante, la decisión podría estar fundamentada en un mejor razonamiento.

Lo que dicen los estudios

Según la Academia Americana de Pediatría, la exposición de los niños pequeños a aparatos electrónicos, se asocia con retrasos en el habla y el aprendizaje; además, con alto riesgo de adicciones a estos dispositivos.

A lo anterior deben sumarse los riesgos por el contacto con abusadores potenciales o el encuentro con páginas de contenido sexual, violento o con ideologías que afecten negativamente el pensamiento de tu hijo.

Por otra parte, un uso adecuado de los dispositivos electrónicos puede ayudar al desarrollo de la lectura, de las matemáticas y al aprendizaje de distintas materias.

Las recomendaciones

Estas recomendaciones van dirigidas a los teléfonos móviles, tabletas, computadores del hogar y a un viejo conocido: la televisión.

Al momento de regalar algo a sus hijos, pregúntese cuál es el objetivo que quiere lograr. Claro, cuando se regala un juguete, uno no se hace esta pregunta. Tenga en cuenta que los dispositivos electrónicos no son juguetes. Sirven para jugar, pero su esencia no es esa.

Sea cual sea el objetivo que usted persiga, tenga en cuenta estos puntos para evitar problemas con los aparatos electrónicos:

  1. Nunca a un niño muy pequeño. Un dispositivo electrónico a un menor de tres años, puede hacer más daño que bien. Tal vez el niño quiera jugar con tu teléfono móvil o con tu tableta, o tal vez quiera ver televisión. Ocasionalmente esto no implica ningún riesgo, pero definitivamente no son un regalo apropiado para un bebé.

 

  1. Para niños mayores de tres años, puede ser apropiado un dispositivo con una orientación totalmente didáctica.

Por GIPHY

  1. El regalo de un teléfono móvil propio, no debe darse antes de los 12 años. Para hacer este regalo, es importante considera el grado de madurez que tiene el niño y el verdadero grado de control que tú tienes sobre la vida de tu hijo.

 

  1. Debe haber reglas claras para el uso de los dispositivos electrónicos. Por ejemplo, no deben usarse a la hora de la comida ni a la hora de dormir. Dales a tus hijos ejemplo del uso racional de esos aparatos. Cuando te sientes al comedor con ellos, deja de lado tu teléfono móvil.

 

  1. No instales aparatos electrónicos en sus habitaciones. Si el aparato es una consola de video, por ejemplo, haz que quede instalada en un área común. Mira que a la hora de dormir no se lleven los aparatos con ellos. Esta precaución es debida a que en los casos de adicción a juegos o internet, se ha observado que los niños se dedican a los aparatos cuando se cree que están durmiendo.

 

  1. Si quieres ser más ordenado con esto, haz un plan para consumo mediático para tus hijos. Si quieres probar esta opción, puedes usar esta página que te ayudará a elaborar dicho plan.

Danos un "Me Gusta" y Sigue por Facebook nuestros posts de artículos como este.

¿Quieres saber más sobre este tema? Escríbenos

Top